Close

Lo importante no es la foto, sino los filtros de Instagram que uses

Quieres subir una foto a instagram pero le falta esa chispa para que sea alucinante. Te echamos una mano con los nuevos filtros de instagram para que tus fotos se vean realmente bonitas.

Si quieres que tus fotos o tus stories queden perfectos en redes, tienes tres opciones: utilizar uno de los nuevos filtros de Instagram, ponerte uno de los filtros faciales que hay o editarla manualmente. Te damos los consejos para triunfar con cualquiera de las tres.

Filtros de Instagram

Los filtros de Instagram han convertido a cualquiera con un móvil con cámara en fotógraf@ semi-profesional. ¡Qué bien queda un filtro Valencia en cualquier cosa! El equipo de Canva ha hecho un estudio de los filtros de Instagram que más gustan en el mundo, y nosotr@s te recogemos los que triunfan en España para un éxito seguro:

  • Clarendon: el favorito en todo el mundo, y también aquí. ¿Qué tendrá el Clarendon que tanto nos gusta? ¿Será su forma de dar brillo e intensificar los colores? ¿O será que es el primero de la lista?
  • Valencia: mientras que en países como Australia o EEUU el segundo preferido es Juno, en España tenemos claro que nos apasiona el Valencia. Amamos su nombre familiar, sí, pero también nos encanta lo luminosas que quedan nuestras fotos con él.
  • Gingham: también nos gusta mucho sentirnos nostálgic@s. Por eso el filtro Gingham, con colores desaturados y un aire vintage, triunfa en España.

Recomendamos que vayas variando de uno a otro, no te vayas a obsesionar y acabes llamando a tu bebé el nombre de tu filtro favorito.

Filtros faciales

Sabemos que, por mucha belleza que albergues en tu interior, la cámara interna de tu móvil a veces no lo refleja demasiado bien. Por eso se inventaron los filtros faciales de Instagram: porque unas orejas de perro aguapan a cualquiera. Podemos dividirlos en varias categorías:

  • Mundo animal: unas orejas de perro, de gato o de conejo son lo más mono que puedes subir. Nada dice “soy un cacho de pan” tan bien como un hocico.
  • Filtros belleza: tu móvil es tan listo que con una luz suave, un desenfoque estratégico y un destello sutil es capaz de hacerte hasta guap@ con estos filtros. ¡GRACIAS!
  • Chapa y pintura: para maquillarse no hace falta un pretexto. ¡Y ahora para estar divin@ no hace falta maquillarse! Si lo único que quieres es subir una foto seductora, ponte unas pestañas falsas con estos filtros de Stories.
  • Surrealismo IGer: y luego están los filtros artísticos, que te deforman la cara o hacen un loop infinito de tu cara con solo abrir la boca. Al principio llaman mucho la atención, pero recomendamos un uso esporádico para que tus seguidor@s no piensen que se te ha ido la cabeza.

Usarlos es muy fácil: al abrir la app haz clic en la cámara de stories y luego en el símbolo de la cara. Cuando el sistema detecte que estás ahí, empezarás a ver fantasías aparecer a tu alrededor. Algunos de estos filtros reaccionan a tus movimientos, pero intenta no ponerte a abrir la boca o mover las cejas en el metro, no te vayan a tomar por loc@.

Edición manual

La opción más pro es dejar a un lado los filtros de Instagram y editar manualmente tus fotos. Si tienes cero gusto estético, es probable que el resultado sea más loco que un cuadro surrealista, pero quizás descubras el artista que tenías escondido ¡así que anímate!

Puedes cambiar la orientación de tu foto, el contraste (que sea más brillante y más oscura), la calidez (que parezca más naranja o azulado) o el enfoque entre otros. ¿Te atreves?

Aunque si te queda espacio en el movil, la mejor alternativa es que te descarges una de estas apps de fotografía y dejes que hagan la magia por ti.