Famosos que se llevan mal (por decirlo finamente)

#SelfieDeMiVida

Desde fuera, el mundo del chow business parece maravilloso, ¿quién no ha querido ser un cantante famoso? Pero, como diría Estela Reynolds, en realidad es “una gran m*erda pintada de purpurina”.

Estos artistas (algunos de los que más lo petan), que tan amiguitos parecen, en realidad son famosos que se llevan mal.

 

Lady Gaga vs Lana Del Rey

¿Qué tienen en común estas dos estrellas neoyorkinas? Solo hace falta escuchar una canción de cada una para ver que un huevo y una castaña se parecen más que ellas.

Pues resulta que estas dos divas fueron descubiertas por el mismo manager, pero Gaga tuvo más éxito (al menos inicialmente), y Lana compuso una canción criticándola con frases como “das pena aunque vendas 20 millones”. Hace unos años se filtró el tema, y se desató la polémica.

Miley Cyrus vs Demi Lovato

La factoría Disney no solo creó súperestrellas, también de ahí salieron súperamigas. Hasta hace unos años, era el caso de Demi Lovato y Miley Cyrus: la ex Hannah Montana y la prota de Camp Rock llegaron a ser BFFs.

Pero cuando Hannah se quitó la peluca y empezó una carrera más gamberra, Demi y ella se separaron. Hace unos meses se encontraron en una manifestación y el encuentro fue súper incómodo, ¡vergüencita ajena!

Carlos Baute vs Marta Sánchez

¡No nos pensemos que en España no tenemos mal rollo! Hace ya casi una década (¡cómo pasa el tiempo!) estábamos todos con el soniquete del Colgando En Tus Manos en la cabeza.

Se ve que sus cantantes tampoco se la pudieron sacar de la cabeza durante un tiempo, pero por motivos diferentes: Marta Sánchez criticó públicamente a Carlos Baute por haberse quedado con casi todos los beneficios de la canción. Posteriormente aclararon lo sucedido, pero el rencor parece que sigue ahí… No parece que se vayan a enviar más poemas de su puño y letra.

Taylor Swift vs Kanye West

Taylor Swift tiene tantos fans como haters por el mundo, pero además tiene más enemigos que nadie en América. Desde luego encabeza la lista de famosos que se llevan mal.

Cuando en 2009 Swift daba su discurso de agradecimiento por ganar un VMA, Kanye la interrumpió para decir que se lo merecía más Beyoncé. Desde ese momento, los dos cantantes se han ido lanzando pullitas, y la última ha sido la mención no muy amistosa de Kanye a Taylor en su canción “Famous”.

Chenoa vs Bisbal

No podíamos no incluir aquí la mayor ruptura que ha visto este país. Después de ver nacer su romance en la academia de Operación Triunfo, algo turbio pasó porque de repente Bisbal dijo públicamente que estaba soltero y Chenoa salió en chándal a hablar con los periodistas.

En el reencuentro de OT que protagonizaron el año pasado pretendieron dar una imagen de cordialidad, pero la famosa cobra nos dejó claro que las cosas no estaban tan bien como querían hacernos pensar. La autobiografía que publicó Chenoa hace poco confirmó nuestras sospechas: ¡ahí hubo algo raro! Los buenos tiempos de la música española

 

Solange Knowles vs Jay Z

Beyoncé es tan diva que no se permite tener enemigos. Pero no ocurre lo mismo con su marido, Jay Z, que se lleva a matar nada más y nada menos que con la hermana de su esposa, Solange Knowles.

De cara a la galería esa enemistad no existe, pero hace unos años se filtró la grabación de un ascensor en el que Solange repartía puñetazos a patadas a su cuñado sin ninguna contemplación. Se rumorea que fue por la infidelidad de Jay Z hacia Beyoncé, más que confirmada en el último disco de la artista…

 

Justin Bieber vs Orlando Bloom

Era raro que el chico malo de Canadá no saliese en esta lista, teniendo en cuenta su historial delictivo. Probablemente esté enemistado con medio país, pero hoy nos interesa su pelea con el pirata más sexy de Hollywood.

Al parecer Justin estuvo vacilándole en un restaurante con que le iba a levantar a la novia (nada menos que Miranda Kerr), y claro… pasó lo que tenía que pasar. Volaron tortas. Y desde entonce se odian a rabiar.

Taylor Swift vs Harry Styles

El segundo enemigo de Taylor es uno de sus numerosos ex: el ex One Direction Harry Styles. Cuando el muchacho aún tenía 18 añitos empezó a salir con la cantante (ella tenía 23).

Aunque su romance solo duró dos meses, dio para que Swift escribiese un par de canciones sobre Harry: “Style” y “I knew you were trouble”. Aunque en la primera habla de lo estupendo que era, en la segunda le pone un pelín más a caldo.

Johnny Depp vs Angelina Jolie

Dos de las mayores estrellas del mundo del cine protagonizaron hace dos años una película en la que (spoiler) acababan saltando las chispas del amor. ¡Pero nada más lejos de la realidad!

Se ve que Angelina se quedó con la rigidez de Lara Croft cuando la interpretó hace años, y no soporta lo desastroso que resultó Johnny a la hora de trabajar. Llegar tarde, no cuidar su aspecto, trasnochar… Son comportamientos que la ex de Brad Pitt no aguanta.

Taylor Swift vs Katy Perry

Y acabamos con la tercera y última enemistad de Taylor Swift: la cantante Katy Perry. Ambas parecían ser amigas en las redes, y hasta llegaron a cantar juntas en un concierto.

La cosa se torció cuando Taylor le intentó robar unos bailarines a Katy, y desde entonces no dejan de mandarse indirectas por Twitter e incluso en sus canciones. Los últimos vídeos de ambas cantantes (“Look what you made me do” y “Swish swish”) parecen esconder multitud de indirectas de la una a la otra. ¡Qué mal roller!

 

Ya lo sabes: no te fíes de la purpurina.